Bocadillos al sol

Famosos bocadillos, localización excelente, un trato cercano y amable y muchísima historia. El kiosco La Pérgola forma parte, sin duda, de la historia gastronómica de Valencia. Abierto desde 1961 es un negocio familiar, ahora lo llevan tres hermanos (Juan, David y Carlos) aunque sus padres (Juan y Bernarda) estuvieron al pie del cañón hasta los 75 años.

Pergola7

Antiguamente se servían bocadillos de blanco y negro, de tortilla de patata y poco más, pero su carta evolucionó y ahora nos ofrece bocadillos de todo tipo. De entre todos, uno se ha convertido en un auténtico símbolo, el Bombón: lomo, queso, champiñones, mayonesa y salsa verde (4 euros). Pero si estás muy hambriento y este te sabe a poco puedes pedir “el Súper”, igual pero con patatas (insuperable).

Pergola1

Otras de sus especialidades son las tortillas, tienen en carta 7 diferentes aunque destaca la de patatas (2.60 euros): de 9 huevos y de la cual han llegado a vender 17 en apenas 4 horas. Y si eres más de mar, no hay problema, tu bocadillo es el Dos salsas: sepia, salsa verde y mayonesa (3.80 euros).

Pergola5

Juan tiene 50 años y nos cuenta que con 8 ya echaba una manita en el Kiosco. Para él lo mejor de su trabajo es el trato con el cliente, personas que después de tanto tiempo, son más amigos que otra cosa. Futbolistas, actores, pilotos (Ricardo Tormo era un fijo) pero sobre todo gente de a pie. Este es ya un lugar de referencia para los valencianos: una ensaladilla rusa al sol después de una mascletà, una cervecita el domingo a mediodía, un bocadillo antes de un concierto…

Pergola3

De media despachan 200 bocadillos al día (la mitad son Bombones), aunque han llegado a preparar más de 500. Su fama ha traspasado fronteras y aparece en guías belgas y holandesas, nos comenta Juan que a los extranjeros les encantan sobre todo las albóndigas y que “todo lo piden con salsa verde” (una salsa que lleva ajo, aceite, perejil y un toque secreto y que se prepara en un gran mortero de mármol que entró flotando por la puerta del antiguo bar de la familia durante la riada de Valencia de 1957).

Pergola2

En cuanto al lugar, la cocina está separada del resto del local y ver cómo los tres cocineros preparan los bocadillos es estupendo. Al lado de la cocina, la joya de la corona: una gran terraza donde puedes disfrutar de los 300 días de sol al año de Valencia degustando los “manjares del pueblo”, ¿qué más se puede pedir?

 

Kiosco La Pérgola. Paseo Alameda nº 1, Valencia

Horario: lunes a sábado de 08:00h a 16:30h. En verano también de 19:00h a 23:00h.

Si te ha entrado hambre leyendo esta entrada, espera a ver estos otros bocadillos

Anuncios

3 pensamientos en “Bocadillos al sol

  1. los conozco personalmente y son fantasticos, el trato con el cliente correctisimo y la profesionalidad con que lo tratan insuperable, muchos hechamos de menos esas cualidades cuando deparamos por otros restaurantes, cum laude su platos y encima preparados en el momento, Juan y su familia sigue tratando igual la linea que empezaron su padre y tio, me alegro mucho por ellos y cada vez que puedo no pierdo el momento para poder saborear una cervecita junto a ellos.

  2. Estoy deseando probar los deliciosos bocadillos del Kiosko la Pergola,pero una pequeña aclaración,lo llevan tres hermanos y un primo,donde dejais a mi Javi?.En cualquier caso ojalá pueda disfrutar de su excelente carta.Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s