El legado del rey de la anchoa

Si por un producto destaca Casa Guillermo, está claro, es por la anchoa. Con mucho trabajo, el negocio que Guillermo Madrigal abrió en 1957 en el barrio del Canyamelar llegó a convertirse en referente en el sector. Hoy, su familia, encabezada por su hija Amparo, se encarga de seguir manteniendo lo que “el rey de la anchoa” creó.

Casa-Guillermo-Amparo

Si sus anchoas del Cantábrico han adquirido tanto renombre, por algo será. Detrás de una de esas bandejas repletas de anchoas en aceite que muestra la vitrina de la barra hay, nada más y nada menos, que cinco horas de faena. La anchoa se prepara concienzuda y artesanalmente: se desala, se limpia, se cubre de aceite y se adereza con unas láminas de ajo. La preparación no finaliza hasta que no se sirven las anchoas, ya que las espinas centrales se mantiene hasta el momento de emplatarlas para potenciar su sabor. Precio, 12 euros media ración, 24 euros la ración entera.

Casa-Guillermo-anchoas

Pero como no solo de anchoas vive el hombre, en la carta del local también se ofrecen otras especialidades como su popular bonito con pimiento rojo y aceite, la sepia encebollada, la titaina de bonito, las croquetas de chipirón, el carpaccio de bacalao…

Casa-Guillermo-titaina

Todas las tapas podemos calificarlas como tapas de calidad, comerlas es sinónimo de disfrutarlas. A las anteriores, podemos seguir añadiendo otras como la mojama de almadraba, los pimientos rellenos de bacalao con salsa de chipirones, las ortiguillas, los palitos de morcilla con manzana, las albóndigas de bacalao, el plato variado con diferentes moluscos, el vitello tonatto (lomo de orza cubierto con una crema de anchoa, bonito y alcaparras), los quesos, los embutidos ibéricos, etc.

Casa-Guillermo-variado

A la hora del almuerzo, los bocadillos también adquieren un destacado protagonismo. Sus precios oscilan entre los 5 y los 10 euros. Entre los más demandados, los de anchoas, por supuesto, o los de anchoas acompañados de algún otro ingrediente: el Progreso, de anchoas con jamón; el Sibarita, de anchoas, queso y tomate; el Novillero, de anchoas, bonito, jamón y lomo…

Y para acompañar estos platos, la recomendación de la casa es probar uno de los vinos valencianos, Ribera o Rioja que ofrecen en la carta. Y para rematar, uno de los trece postres caseros que elaboran.

Restaurante Casa Guillermo

Si te parece atractivo el concepto que ofrece Casa Guillermo, puede que también te guste conocer Casa Montaña, otra opción muy recomendable en el mismo barrio.

Casa Guillermo. Calle Progreso nº 15, Valencia

Horario: lunes a sábado de 09:00h. a 15:30h. y de 19:30h. a 23:30h.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s